Cosechando mis mares, sembrando mis tierras… ¿Quiero más a mi patria?

Perú
"Recordemos que no necesitamos héroes, sino personas reales con acciones motivadas por el amor"

Este título cita el fragmento de una representativa canción criolla peruana que cantamos muchas veces a viva voz, pero: ¿Qué pasa cuando lo que decimos no es coherente con lo que hacemos?.

En este mes patrio quiero reflexionar y que reflexionemos sobre ciudadanía. A muchos (y me incluyo) nos gusta “sacar pecho” por las maravillas naturales que tenemos, por la riqueza cultural que existe y por supuesto la gastronomía de exportación; pero me pregunto dónde queda ese amor por nuestro país cuando no respetamos las señales de tránsito, cuando tiramos basura en la calle,  cuando bajamos del autobús en cualquier lugar, cuando la “viveza” vale más que la transparencia, cuando discriminamos, cuando veo tantos problemas en mi entorno y sólo me ocupo de mis intereses, cuando todos tienen la culpa de lo malo que pasa en el país menos yo, cuando el individualismo pesa más que el trabajo en comunidad, cuando normalizamos lo malo… es ahí donde me pregunto: ¿Dónde está el amor por el Perú?.

Todos tenemos derechos, pero muchas veces nos olvidamos de nuestros DEBERES como ciudadanos. No pretendo generalizar sobre las malas acciones y las inacciones (hay de todo), pero hace mucho que veo la indiferencia como una constante en la realidad agitada de mi Perú.

Y entonces: ¿Todo está perdido?.

No, desde nuestras acciones cotidianas en casa, en el trabajo, en nuestro barrio podemos sumar para ser mejores ciudadanos y tener un entorno más amigable, sostenible, unido y sobre todo más humano. Iniciemos con una sola pregunta: ¿Desde donde estoy, qué acción o acciones están sumando para que todos vivamos mejor? Y tienes una respuesta rápida y clara pues sigue así y replica por donde vayas, pero si no hay respuesta es tiempo de empezar, cada acción es valiosa para la construcción de una mejor ciudadanía.

Recordemos que no necesitamos héroes, sino personas reales con acciones motivadas por el amor.

Por Iris Tello / Trabajadora Social
Profesional Voluntaria Peruana