DECLARACIÓN PÚBLICA al informe de la Comisión Asesora Presidencial de Expertos para la Actualización de la Pobreza

Chile

Tras conocer la entrega del informe de recomendaciones elaborado por la Comisión Asesora Presidencial de Expertos para la Actualización de la Línea de la Pobreza y de la Pobreza Extrema, presidida por Rodrigo Jordan e integrada por nueve consejeros: Benito Baranda, Soledad Arellano, Andrea Repetto, Susana Tonda, Cristián del Campo, Luis Larraín, Osvaldo Larrañaga, Jorge Rodríguez y Claudio Sapelli, las organizaciones de la sociedad civil firmantes queremos señalar que: 

Consideramos que el trabajo llevado adelante por esta Comisión, constituye un valioso y sólido paso hacia la estructuración, en nuestro país, de un sistema de mediciones oficiales de pobreza actualizado, multidimensional y revestido de una institucionalidad más transparente y confiable para la ciudadanía. Restituir la confianza de la población en las estadísticas oficiales es un desafío técnico y político de la mayor relevancia; será un camino largo y no exento de dificultades. Por ello, es importante que las medidas que finalmente se adopten, sean contundentes, fruto de acuerdos transversales y tengan un correlato en arreglos normativos, institucionales y presupuestarios adecuados y suficientes. Sin lugar a dudas, será el próximo gobierno el encargado de analizar a fondo las recomendaciones de la Comisión y velar porque los cambios necesarios se lleven adelante. Esperamos que en dicho ejercicio se mantenga un ánimo de diálogo y discusión con la sociedad civil organizada. Del conjunto de las recomendaciones hechas por la Comisión, queremos destacar los siguientes aspectos, que desde nuestra perspectiva constituyen los avances más importantes:
La propuesta de una nueva Canasta Básica, con una nueva composición y estructura, en base a los actuales patrones de consumo de la población.
La sugerencia de superar la medición per cápita y avanzar a una estimación de la pobreza por hogar, integrando en dicho cálculo economías de escala.
Eliminar el castigo a las zonas rurales, lo que permite una mejor radiografía de la pobreza en esas áreas. Actualmente la línea de pobreza rural es más baja que en zonas urbanas.
La propuesta de incluir, en el sistema de estadísticas oficiales, una medición complementaria de carácter multidimensional, cuestión que a todas luces es de la mayor relevancia, puesto que los ingresos por sí solos no son capaces de explicar el bienestar y realización humana. En esa dirección se incluye un examen de las dimensiones de educación, salud, trabajo y seguridad social, vivienda y participación.
La recomendación de establecer un nuevo marco institucional a cargo de estas mediciones de carácter público, autónomo, transparente y asesorado por expertos de todos los sectores. Lo anterior responde no sólo al desafío de contar con una entidad especializada que favorezca la comprensión cada vez mejor los fenómenos sociales, sino que también repara la confianza de los ciudadanos en la calidad de la información social que se entrega. En el marco de los desafíos y pendientes, queremos destacar que:
Consideramos insoslayable que se incluya, en este nuevo esquema, mediciones longitudinales, las que son capaces de descifrar mejor los aspectos dinámicos de la pobreza; así como también estudios cualitativos oficiales que complementen la información cuantitativa. •Si bien la incidencia de pobreza por hogar de un 15,1% presentada en el informe de la comisión fue calculada sobre la base de una línea de pobreza actualizada, llama la atención que no presente gran variación respecto a las estadísticas entregadas previamente por el Ministerio de Desarrollo Social (12,1% de incidencia de pobreza por hogar, Casen 2011), en base la Canasta Básica elaborada de acuerdo a los patrones de consumo de 1987- 1988. En ese sentido, creemos que debe continuar siendo materia de una activa discusión la metodología utilizada para calcular los ingresos de las familias, lo que podría explicar este estrecho margen. Asimismo, estamos expectantes ante la promesa hecha por las autoridades, en orden a entregar los resultados de la CASEN con y sin ajustes de ingreso. •Vinculado con lo anterior, resulta muy interesante que la Comisión haya incluido una estimación de vulnerabilidad, en base a una línea de ingresos más exigente. Esta nos revela que el 45,3% de la población se encuentra afectada por la inseguridad económica, la incertidumbre y una mayor exposición a vivir cíclicamente situaciones de pobreza por ingresos. Este segmento de la población, es el que nosotros hemos insistentemente denominado como “nueva pobreza”. Se trata de una nube muy densa de hogares que, en la foto que entrega la CASEN, se ubican muy próximas a la línea de pobreza.
Asimismo, consideramos pertinente proseguir la discusión sobre los umbrales e indicadores escogidos en educación, salud, trabajo, vivienda y participación, los cuales se utilizan para estimar la pobreza multidimensional, en especial, considerando que esto depende también de los cambios que sea posible introducir en la encuesta CASEN. Las nuevas políticas de superación de la pobreza, deben actuar decididamente sobre este conjunto de ciudadanos y ciudadanas, desde un sistema de políticas promocionales y no sólo asistenciales. Para superar la pobreza en nuestro país, las políticas también deben superarse a sí mismas. Un paso importante en ello, guarda relación con la imperiosa exigencia de ampliar la mirada de la pobreza, superar las visiones de corte economicista, que nos hacen suponer que con más de 50, 10 ó 5 mil pesos mensuales disponibles por persona sobre la línea de pobreza estipulada, la pobreza desaparece de la experiencia de miles de familias y personas. Para concluir, reiteramos nuestros agradecimientos a la actual Presidencia, por hacerse rápidamente eco del llamado que estas instituciones hicimos el 17 de octubre de 2012 en orden a iniciar este proceso, cuyo primer paso concluye el día de hoy. ¿Quieres leer el informe? Haz click  aquí: Informe Final Comisión para la Medición de la Pobreza_23 enero 2014 (1)
América Solidaria
Comunidad de Organizaciones Solidarias
Hogar de Cristo
Techo
Fundación Superación de la Pobreza